Intouchables


Las discapacidades, cualesquieras sean, son muy de sensiblería y altruismo para los demás, pero no para los que la sufren.
Son una rareza simpática o a veces molesta, para los demás, no para los que las tienen.
Son un modo de buscar redención para los de afuera, no para los propios zapatos.
Así, las discapacidades son usadas. Por los externos a ellas. Para fines diversos.
La inclusión no es, no debería ser, una cuestión de buena voluntad, sino un derecho. No debería ser, una cuestión de buenos modales, sino de actitud. No debería nunca estar en consonancia con la pena, lástima, o el trato diferente. Todos somos distintos, si. Pero no andas teniendo lástima de todo el mundo, ni creyendo que eres el héroe de alguien cualquiera.
Pues dejame decirte que la lástima excluye, segrega, condiciona, paraliza, más que muchas otras cosas. Tu sonrisita compasiva, no ayuda. Tus intentos de hacer bien a la comunidad guiado por esos parámetros tampoco.

Las discapacidades, cualesquieras sean, son muy de sensiblería y altruismo para los demás, pero no para los que la sufren.
Son una rareza simpática o a veces molesta, para los demás, no para los que las tienen.
Son un modo de buscar redención para los de afuera, no para los propios zapatos.
Así, las discapacidades son usadas. Por los externos a ellas. Para fines diversos.
La inclusión no es, no debería ser, una cuestión de buena voluntad, sino un derecho. No debería ser, una cuestión de buenos modales, sino de actitud. No debería nunca estar en consonancia con la pena, lástima, o el trato diferente. Todos somos distintos, si. Pero no andas teniendo lástima de todo el mundo, ni creyendo que eres el héroe de alguien cualquiera.
Pues dejame decirte que la lástima excluye, segrega, condiciona, paraliza, más que muchas otras cosas. Tu sonrisita compasiva, no ayuda. Tus intentos de hacer bien a la comunidad guiado por esos parámetros tampoco.

Yo soy sola (2008)



Ni muy buena, ni mala malísima. Se deja ver, aunque se extraña más compromiso con cada historia. Cuatro mujeres, cuatro historias. Las cuatro son amigas, por lo que no solo se ven juntas al principio sino también al final. Quizás hubiera estado mejor que esto no pasara, y nos evitaríamos en happy end que la verdad desentona. 



Ni muy buena, ni mala malísima. Se deja ver, aunque se extraña más compromiso con cada historia. Cuatro mujeres, cuatro historias. Las cuatro son amigas, por lo que no solo se ven juntas al principio sino también al final. Quizás hubiera estado mejor que esto no pasara, y nos evitaríamos en happy end que la verdad desentona. 

En el último trago. (2014)




Cuanto uno más se acerca a la vejez, más entiende la juventud, y más cosas buenas saca de los años.
¿Cómo será esa edad en la que todo es experiencia, que el futuro ya llegó y que la muerte ronda cerca? A mi algo me dice que por esas fechas se entienden cosas que no logran entender los que no llegan a viejos. Espero llegar, conocerlas.
Mientras, espero que alguno me cuente sus secretos, pero no quieren contarlos, la mayoría, se los guarda, como si hubiera en ellos algo así como un spoiler imposible de decir si no has visto la película completa.
Algunos se animan a retratar parte de esos momentos en películas. Esos momentos cuando la amistad es importantísima, y sin embargo la muerte arrasa con los amigos de a uno en uno y se hacen más comunes los funerales que las fiestas.
Cuando la verdad no importa decirla, porque ya no duele tanto. Cuando a veces una mentira es bien recibida también. Cuando se tiene más sensibilidad, más cortesía, y más humanidad, porque ya se ha visto mucho y sin embargo, cuando la humanidad les da la espalda, por añosos, por severos con la vida, por mostrar apenas, dejar entrever, aquello que nadie quiere mirar.
Un road movie entretenidísima! Con ese acento mexicano hermoso, y sus palabras específicas, que tiñen todo de palabrotas divertidas para los de aquí.
Un camino largo, pero como dice uno de los protagonistas, no hay que llegar primero, hay que saber llegar.

Aquí les dejo la peli, para el que quiera verla!



Mención especial las canciones de la peli!




Cuanto uno más se acerca a la vejez, más entiende la juventud, y más cosas buenas saca de los años.
¿Cómo será esa edad en la que todo es experiencia, que el futuro ya llegó y que la muerte ronda cerca? A mi algo me dice que por esas fechas se entienden cosas que no logran entender los que no llegan a viejos. Espero llegar, conocerlas.
Mientras, espero que alguno me cuente sus secretos, pero no quieren contarlos, la mayoría, se los guarda, como si hubiera en ellos algo así como un spoiler imposible de decir si no has visto la película completa.
Algunos se animan a retratar parte de esos momentos en películas. Esos momentos cuando la amistad es importantísima, y sin embargo la muerte arrasa con los amigos de a uno en uno y se hacen más comunes los funerales que las fiestas.
Cuando la verdad no importa decirla, porque ya no duele tanto. Cuando a veces una mentira es bien recibida también. Cuando se tiene más sensibilidad, más cortesía, y más humanidad, porque ya se ha visto mucho y sin embargo, cuando la humanidad les da la espalda, por añosos, por severos con la vida, por mostrar apenas, dejar entrever, aquello que nadie quiere mirar.
Un road movie entretenidísima! Con ese acento mexicano hermoso, y sus palabras específicas, que tiñen todo de palabrotas divertidas para los de aquí.
Un camino largo, pero como dice uno de los protagonistas, no hay que llegar primero, hay que saber llegar.

Aquí les dejo la peli, para el que quiera verla!



Mención especial las canciones de la peli!

Familia Tipo. (2009)




Empezamos este aire nuevo del blog, con un documental, argentino. Con la historia de una familia. Nada tiene que envidiarle a los grandes biopic, o los grandes documentales de historia. Nada más valiente que querer conocer la propia historia. La de su familia. Nada más arriesgado, desde todo punto de vista. 
Con un guión que sabe hacerse entender, que sabe meter los silencios donde van, que nos integra a la intención de la directora, que nos hace parte. 

La música, esta exquisita, dice tanto como los silencios, o las voces. Porque la Historia, la verdadera, se compone de eso, de voces comunes, poco conocidas, de gente como uno, aquí o allá. A ellos, les pasó la Historia, en sus historias. Como a nosotros nos está pasando también. 
Difícil querer entender el mundo, si no escuchamos a la gente, difícil cambiar algo, si no empezamos por nosotros. 

Una peli intimista, simple, familiar, áspera, inconclusa, como todas las historias reales. 
Reflexión a aparte acerca de todo lo que la gente elige no decir, sobre los porqués de cada decisión, sobre todas aquellas cosas que jamás entenderemos más que con humanidad, y algún que otro dato. Verdades que escapan a ser vistas, y realidades que te golpean el alma, allí en cualquier lugar donde te escondas. 
Memoria.


No se busca en vano. La búsqueda ya es un logro, más allá de los resultados. 
Para los que lo desean, les dejo la peli aquí, de verdad que no tiene desperdicio!





Familia Tipo from Micromundos on Vimeo.



Empezamos este aire nuevo del blog, con un documental, argentino. Con la historia de una familia. Nada tiene que envidiarle a los grandes biopic, o los grandes documentales de historia. Nada más valiente que querer conocer la propia historia. La de su familia. Nada más arriesgado, desde todo punto de vista. 
Con un guión que sabe hacerse entender, que sabe meter los silencios donde van, que nos integra a la intención de la directora, que nos hace parte. 

La música, esta exquisita, dice tanto como los silencios, o las voces. Porque la Historia, la verdadera, se compone de eso, de voces comunes, poco conocidas, de gente como uno, aquí o allá. A ellos, les pasó la Historia, en sus historias. Como a nosotros nos está pasando también. 
Difícil querer entender el mundo, si no escuchamos a la gente, difícil cambiar algo, si no empezamos por nosotros. 

Una peli intimista, simple, familiar, áspera, inconclusa, como todas las historias reales. 
Reflexión a aparte acerca de todo lo que la gente elige no decir, sobre los porqués de cada decisión, sobre todas aquellas cosas que jamás entenderemos más que con humanidad, y algún que otro dato. Verdades que escapan a ser vistas, y realidades que te golpean el alma, allí en cualquier lugar donde te escondas. 
Memoria.


No se busca en vano. La búsqueda ya es un logro, más allá de los resultados. 
Para los que lo desean, les dejo la peli aquí, de verdad que no tiene desperdicio!





Familia Tipo from Micromundos on Vimeo.

¿Miramos una peli?



Hace rato que vengo reflexionando sobre qué dirección darle a este sitio que tantas satisfacciones y amig@s me trajo.
Hoy un post de una amiga me termino de hacer click. Estuve pensando mucho.

Ya algunas cosas se fueron modificando en las últimas reseñas del blog, empezaron a desaparecer las fichas de películas, y las puntuaciones, porque no hacen más que confundir, además que se encuentran ya en todos lados. Lo diferente que puedo otorgar, es mi visión de cada película, ni más ni menos. Así que ya hace un tiempo ofrezco solo eso. Pero...
de todas formas este sitio merecía un tratamiento mejor, y más exquisito sin perder la idiosincrasia del sitio, ni volverse por exquisito, elitista.
Para los nuevos aquí, una de las características del sitio, es poder dialogar, sin mucho vericueto, sobre cine. Claro que sin la constancia que me caracterizaba, los comentarios empiezan a menguar, y la charla se hace más breve. Intentaremos que esto vuelva a ser lo que era, pero en otra dirección claramente diferente.

¿Cómo? Estuve pensando mucho, y transformando mucho mi manera de acercarme al cine, de ver películas, y de sentir sobre ellas. Me humanicé un poquito, se podría decir, dejé de lado algunas características de los cinéfilos duros (termino que acabo de leer y me encantó) y me volví un poco un cinéfilo blando. ajajajaja ¿A qué me refiero? A que todos los tips del cinéfilo acérrimo los fui perdiendo con los años. Hoy veo películas y me siguen apasionando, pero no importa si la freno en la mitad para tener una buena charla al respecto, por eso, prefiero las pelis en la comodidad del hogar, y en contadas ocasiones en el cine.
Ya no me resulta positivo ver cuanta película nueva salga, ni estar en la última de quién filmó tal cosa, o quién ganó tal otra, solo quiero ver buenas películas. A veces, hay que estar un poco atentos para "atrapar" buenas películas, pero tampoco es un camino sin fallos.
No me importa ya, si vi todo el neorralismo, el subrealismo, y el cine clásico, pero si me interesa ver una buena peli sea de la época que demonios sea. Porque seamos sinceros, mucho hablamos de que nos gusta el cine, pero qué sitio se encarga de reseñar las pelis que no están en bocas de todos? ¿Esas que seguro no reciban ningún comentario porque nadie las vió? ¿Quién además, tiene ganas de verlas? ¿Muchos cinéfilos? ¿Realmente? Si, si pasaron por un renombrado festival, o puede que mucha gente la este buscando, si, pero ¿Sino? ¿Realmente insumen su tiempo en ver una peli solo por el hecho de ver una buena película, más allá de lo conocida o lo independiente, o lo top que sea, según diferentes parámetros snobs? Muchos proponemos infinidad de veces que queremos dar a conocer películas no tan conocidas, pero... muchos nos hemos encontrado también con un público al que realmente no les interesa. Y terminamos hablando de los Oscars siempre. Hablando de eso, cuántas veces hacemos la lista de todas las pelis que están para competir por un lugar entre las cinco a mejor peli extranjera, y luego, acabamos viendo solo las cinco que entraron agraciadas a la competencia. Y nada más. ¿Porqué las demás entran en el olvido? ¿Porqué si alguien habla de pronto de una peli de 1985, nadie la buscará y la mirara aunque les prometamos un visionado al menos entretenido?

Vamos como ovejas, no me queda otra que pensar eso. Me incluyo. A veces no poder hablar con nadie de ciertas pelis me ha obligado a no reseñarlas, o a reseñarlas para que queden en el olvido.
Hoy, busco formar otro tipo de sitio, y quizá, quien dice, busque otro tipo de lectores en todo caso.
Hoy quiero hablar de las pelis que me gustaron, bueno, eso siempre fue así, el blog tiene muy pocas reseñas negativas, hablo solo de las pelis que me gustan, pero hoy, quiero mirar un poquito más aquello que no esta en el camino de todos.
No quiero entrar en una carrera de ver sin mirar, acumular sin procesar, ni estar pendiente de un estreno, cuando en realidad lo que se quiere, lo que se busca siempre, es ver una buena peli ¿O no realmente?

Entonces porqué estamos desesperados esperando que tal cosa se estrene aquí o allá y no vemos que hay mucha peli que queda atrás sin que nadie le eche un ojo. No quiero con esto volverme defensora de causas pérdidas. Solo que, pensaré un poco más qué elijo ver, y porqué. Me frenaré un poco cuando me vea ir como un oveja atrás de un rebaño que no sepa a dónde ni para qué va.

Hay varias cosas del cine que me apasionan, una de las más gratificantes es encontrarse con una buena película! Voy por ello! En dónde sea. La peli que sea. Pero que me deje algo, que me guste verla. A mi.
Así que lo que se viene aquí en el sitio, puede que no sea gratamente digerible, quizás miren de costado, quizás no vuelvan más. Pero empezaré a ver cine de manera diferente. Buscando la esencia esa que me llevaba a ver películas cuando era más chica, ver para disfrutar, encontrar pelis que realmente me digan algo. Que me diviertan también. Pero para no volverme loca, para no entrar en carreras imposibles y seguir disfrutando de este arte, empezaré a buscar en el tacho donde fueron a parar aquellas cintas que otros no miraron. Estoy segura que me voy a encontrar con cosas interesantes. Y quien te dice, quizás alguien también este interesado en lo que mire. Lo que encuentre.
Eso no quiere decir que nunca voy a ir al cine a ver un estreno. No nos volvamos extremistas. Siempre apoyaré a ese tipo de cine que supo ver industria y arte en un mismo lugar y los amalgamó. Pero hay en el cine, más que eso. Más que los Goya, los Oscars, y EEUU. Hay más. Hay tanto cine dando vueltas. Y no, no es que no este al alcance. Hay mucho cine al alcance. Pero repito. Somos sujetos de moda. Insertados en un mundo de modas. Y nos olvidamos de lo que nos gusta. Si, me incluyo. A veces nos olvidamos. ¿Para qué demonios voy a ver una película que nadie vio, nadie verá y nadie querrá ver más nunca? Porque capas esta buena!
¿No les parece? ¿No hay un punto en el que sin querer, nos estamos olvidando de algo?
Pues bueno, como dirían mis amigo de por allá. Aquí vamos a tratar de no olvidarnos más. Habrá lugar para cosas que antes no había, habrá que sacar otras, hacer lugar. Se hará.
Habrá más cortos también. Cine en pequeño, altamente recomendable y altamente olvidado. No, no solo los premiados. Habrá de todo!
Habrá cine independiente, en mi personal criterio de independiente. Habrá cine olvidado, en mi personal criterio de olvidado. Habrá cine de animación, en mi personal criterio... de la animación... habrá cine del bueno... con un criterio diferente al que venía teniendo. Con un ojo puesto más en lo que quiero ver, que en lo que quieren que vea.



Hace rato que vengo reflexionando sobre qué dirección darle a este sitio que tantas satisfacciones y amig@s me trajo.
Hoy un post de una amiga me termino de hacer click. Estuve pensando mucho.

Ya algunas cosas se fueron modificando en las últimas reseñas del blog, empezaron a desaparecer las fichas de películas, y las puntuaciones, porque no hacen más que confundir, además que se encuentran ya en todos lados. Lo diferente que puedo otorgar, es mi visión de cada película, ni más ni menos. Así que ya hace un tiempo ofrezco solo eso. Pero...
de todas formas este sitio merecía un tratamiento mejor, y más exquisito sin perder la idiosincrasia del sitio, ni volverse por exquisito, elitista.
Para los nuevos aquí, una de las características del sitio, es poder dialogar, sin mucho vericueto, sobre cine. Claro que sin la constancia que me caracterizaba, los comentarios empiezan a menguar, y la charla se hace más breve. Intentaremos que esto vuelva a ser lo que era, pero en otra dirección claramente diferente.

¿Cómo? Estuve pensando mucho, y transformando mucho mi manera de acercarme al cine, de ver películas, y de sentir sobre ellas. Me humanicé un poquito, se podría decir, dejé de lado algunas características de los cinéfilos duros (termino que acabo de leer y me encantó) y me volví un poco un cinéfilo blando. ajajajaja ¿A qué me refiero? A que todos los tips del cinéfilo acérrimo los fui perdiendo con los años. Hoy veo películas y me siguen apasionando, pero no importa si la freno en la mitad para tener una buena charla al respecto, por eso, prefiero las pelis en la comodidad del hogar, y en contadas ocasiones en el cine.
Ya no me resulta positivo ver cuanta película nueva salga, ni estar en la última de quién filmó tal cosa, o quién ganó tal otra, solo quiero ver buenas películas. A veces, hay que estar un poco atentos para "atrapar" buenas películas, pero tampoco es un camino sin fallos.
No me importa ya, si vi todo el neorralismo, el subrealismo, y el cine clásico, pero si me interesa ver una buena peli sea de la época que demonios sea. Porque seamos sinceros, mucho hablamos de que nos gusta el cine, pero qué sitio se encarga de reseñar las pelis que no están en bocas de todos? ¿Esas que seguro no reciban ningún comentario porque nadie las vió? ¿Quién además, tiene ganas de verlas? ¿Muchos cinéfilos? ¿Realmente? Si, si pasaron por un renombrado festival, o puede que mucha gente la este buscando, si, pero ¿Sino? ¿Realmente insumen su tiempo en ver una peli solo por el hecho de ver una buena película, más allá de lo conocida o lo independiente, o lo top que sea, según diferentes parámetros snobs? Muchos proponemos infinidad de veces que queremos dar a conocer películas no tan conocidas, pero... muchos nos hemos encontrado también con un público al que realmente no les interesa. Y terminamos hablando de los Oscars siempre. Hablando de eso, cuántas veces hacemos la lista de todas las pelis que están para competir por un lugar entre las cinco a mejor peli extranjera, y luego, acabamos viendo solo las cinco que entraron agraciadas a la competencia. Y nada más. ¿Porqué las demás entran en el olvido? ¿Porqué si alguien habla de pronto de una peli de 1985, nadie la buscará y la mirara aunque les prometamos un visionado al menos entretenido?

Vamos como ovejas, no me queda otra que pensar eso. Me incluyo. A veces no poder hablar con nadie de ciertas pelis me ha obligado a no reseñarlas, o a reseñarlas para que queden en el olvido.
Hoy, busco formar otro tipo de sitio, y quizá, quien dice, busque otro tipo de lectores en todo caso.
Hoy quiero hablar de las pelis que me gustaron, bueno, eso siempre fue así, el blog tiene muy pocas reseñas negativas, hablo solo de las pelis que me gustan, pero hoy, quiero mirar un poquito más aquello que no esta en el camino de todos.
No quiero entrar en una carrera de ver sin mirar, acumular sin procesar, ni estar pendiente de un estreno, cuando en realidad lo que se quiere, lo que se busca siempre, es ver una buena peli ¿O no realmente?

Entonces porqué estamos desesperados esperando que tal cosa se estrene aquí o allá y no vemos que hay mucha peli que queda atrás sin que nadie le eche un ojo. No quiero con esto volverme defensora de causas pérdidas. Solo que, pensaré un poco más qué elijo ver, y porqué. Me frenaré un poco cuando me vea ir como un oveja atrás de un rebaño que no sepa a dónde ni para qué va.

Hay varias cosas del cine que me apasionan, una de las más gratificantes es encontrarse con una buena película! Voy por ello! En dónde sea. La peli que sea. Pero que me deje algo, que me guste verla. A mi.
Así que lo que se viene aquí en el sitio, puede que no sea gratamente digerible, quizás miren de costado, quizás no vuelvan más. Pero empezaré a ver cine de manera diferente. Buscando la esencia esa que me llevaba a ver películas cuando era más chica, ver para disfrutar, encontrar pelis que realmente me digan algo. Que me diviertan también. Pero para no volverme loca, para no entrar en carreras imposibles y seguir disfrutando de este arte, empezaré a buscar en el tacho donde fueron a parar aquellas cintas que otros no miraron. Estoy segura que me voy a encontrar con cosas interesantes. Y quien te dice, quizás alguien también este interesado en lo que mire. Lo que encuentre.
Eso no quiere decir que nunca voy a ir al cine a ver un estreno. No nos volvamos extremistas. Siempre apoyaré a ese tipo de cine que supo ver industria y arte en un mismo lugar y los amalgamó. Pero hay en el cine, más que eso. Más que los Goya, los Oscars, y EEUU. Hay más. Hay tanto cine dando vueltas. Y no, no es que no este al alcance. Hay mucho cine al alcance. Pero repito. Somos sujetos de moda. Insertados en un mundo de modas. Y nos olvidamos de lo que nos gusta. Si, me incluyo. A veces nos olvidamos. ¿Para qué demonios voy a ver una película que nadie vio, nadie verá y nadie querrá ver más nunca? Porque capas esta buena!
¿No les parece? ¿No hay un punto en el que sin querer, nos estamos olvidando de algo?
Pues bueno, como dirían mis amigo de por allá. Aquí vamos a tratar de no olvidarnos más. Habrá lugar para cosas que antes no había, habrá que sacar otras, hacer lugar. Se hará.
Habrá más cortos también. Cine en pequeño, altamente recomendable y altamente olvidado. No, no solo los premiados. Habrá de todo!
Habrá cine independiente, en mi personal criterio de independiente. Habrá cine olvidado, en mi personal criterio de olvidado. Habrá cine de animación, en mi personal criterio... de la animación... habrá cine del bueno... con un criterio diferente al que venía teniendo. Con un ojo puesto más en lo que quiero ver, que en lo que quieren que vea.

Mon Roi


Reencontrándome con el cine, que es... tantas cosas para mi... me encuentro con una joyita, de casualidad, a pura búsqueda de póster que me llamen la atención, (tiene que tener mucho un póster para que me llame la atención, a pura búsqueda de sinopsis, y puntajes en imdb. Cayó ésta (y otra de la que después hablaré porque todavía no veo). Cada película en mi vida, las buenas, han solido llegar en un momento justo, algunas que no he entendido por mi falta de conocimiento, edad, o paciencia, han vuelto a mi con los años.
Ésta llegó en un momento en el que la entiendo. De cabo a rabo.
Violenta, como pocas, recuerdo ahora “te doy mis ojos” también. Que viene al caso.
Violencia psicológica, de la que todavía se habla poco, y se detecta menos. Años luz estamos de dejar de ser un mundo machista, lejos esta la mujer a veces, de entender sus elecciones, sus actitudes, sus amores.


Años cuesta, a veces, se va la vida en ello de muchas mujeres, que el amor no lastima. Que el amor no irrumpe se construye, que el amor viene con el tiempo, que lo demás es fuego, que quema, pero no pasa contigo el invierno.
Ese enamoramiento inicial, sumado a la falta de autoestima (en la peli se muestra el tajante porqué) sumado a que en los comienzos la mujer es tratada como una reina. Hace que después, dicha mujer, como el drogadicto, porque es crucial las coincidencias que tienen estos casos con la droga-dicción, o adicción de cualquier tipo, se busca incansablemente, el maravilloso momento primero. Que, por supuesto, nunca se repite. Se asemeja, pero esta lejos de repetirse. En esa incesante búsqueda, la mujer, el adicto, creen estar encontrando algo maravilloso, caminando hacia algo eterno. Sublime. Y lo sublime del amor, dijo una vez un conocido, es que tu mujer te lleve al baño cuando ya no podes.
Pero claro, eso en el círculo vicioso no se entiende. Y como todo adicto, tiende a recaer.
Bien lo muestra la película. Con unas actuaciones, sobre todo la de ella. Que son para sacarse el sombrero. Con una dirección correctísima, austera, pero eficiente. Que me ha llegado a mostrar, por ejemplo, el dolor agudo, de una forma tal, que me dolió (la escena de la rehabilitación en el gimnasio de aparatos). Y en definitiva, todo el entramado, que habla de como funcionan las adicciones, la de él también (si es que era cierta!) y cómo lo que no es puro, natural, benévolo, termina siendo dañino por contraposición, que se lastima con golpes, pero también con palabras, con ausencias, con gestos, que todo puedo ser un volcán a punto de estallar todo el tiempo. Que bien muestra la directora todo eso. Esa tensión, ese aguantar, ese sufrir. De paso, decirles que imdb me dice, que esta chica tiene apenas un año menos que yo. Y como cuenta!!! O es una gran cineasta muy jovencita, o yo me estoy poniendo vieja escribiendo en el blog ;)
¿Qué más? Ya saben de qué se trata, de la dirección, de los actores, del tema.Ya saben que dejé de poner puntaje, y deje de hacer las fichas. Toda información que consiguen en todos lados. Mi opinión, aquí. Cada cosa en su lugar. Así estamos mejor todos. ¿No?
Me queda empezar a seguir a esta mujer. Que me sorprendió, me hizo reír, me hizo doler, me hizo pensar y me hizo sufrir con la protagonista.



P.D.: Las escenas con el hermano son de lujo, desde la primera, hasta la última. Desde divertídisimas, hasta super crueles. Pero todas hasta las graciosas, pueden desmenuzarse para mostrar aún más los entreveros de esta problemática. Que el amor real, es común, no se nota, se siente; no daña, ni hace espuma, simplemente, te hace sin que te des cuenta, mejor persona.


Reencontrándome con el cine, que es... tantas cosas para mi... me encuentro con una joyita, de casualidad, a pura búsqueda de póster que me llamen la atención, (tiene que tener mucho un póster para que me llame la atención, a pura búsqueda de sinopsis, y puntajes en imdb. Cayó ésta (y otra de la que después hablaré porque todavía no veo). Cada película en mi vida, las buenas, han solido llegar en un momento justo, algunas que no he entendido por mi falta de conocimiento, edad, o paciencia, han vuelto a mi con los años.
Ésta llegó en un momento en el que la entiendo. De cabo a rabo.
Violenta, como pocas, recuerdo ahora “te doy mis ojos” también. Que viene al caso.
Violencia psicológica, de la que todavía se habla poco, y se detecta menos. Años luz estamos de dejar de ser un mundo machista, lejos esta la mujer a veces, de entender sus elecciones, sus actitudes, sus amores.


Años cuesta, a veces, se va la vida en ello de muchas mujeres, que el amor no lastima. Que el amor no irrumpe se construye, que el amor viene con el tiempo, que lo demás es fuego, que quema, pero no pasa contigo el invierno.
Ese enamoramiento inicial, sumado a la falta de autoestima (en la peli se muestra el tajante porqué) sumado a que en los comienzos la mujer es tratada como una reina. Hace que después, dicha mujer, como el drogadicto, porque es crucial las coincidencias que tienen estos casos con la droga-dicción, o adicción de cualquier tipo, se busca incansablemente, el maravilloso momento primero. Que, por supuesto, nunca se repite. Se asemeja, pero esta lejos de repetirse. En esa incesante búsqueda, la mujer, el adicto, creen estar encontrando algo maravilloso, caminando hacia algo eterno. Sublime. Y lo sublime del amor, dijo una vez un conocido, es que tu mujer te lleve al baño cuando ya no podes.
Pero claro, eso en el círculo vicioso no se entiende. Y como todo adicto, tiende a recaer.
Bien lo muestra la película. Con unas actuaciones, sobre todo la de ella. Que son para sacarse el sombrero. Con una dirección correctísima, austera, pero eficiente. Que me ha llegado a mostrar, por ejemplo, el dolor agudo, de una forma tal, que me dolió (la escena de la rehabilitación en el gimnasio de aparatos). Y en definitiva, todo el entramado, que habla de como funcionan las adicciones, la de él también (si es que era cierta!) y cómo lo que no es puro, natural, benévolo, termina siendo dañino por contraposición, que se lastima con golpes, pero también con palabras, con ausencias, con gestos, que todo puedo ser un volcán a punto de estallar todo el tiempo. Que bien muestra la directora todo eso. Esa tensión, ese aguantar, ese sufrir. De paso, decirles que imdb me dice, que esta chica tiene apenas un año menos que yo. Y como cuenta!!! O es una gran cineasta muy jovencita, o yo me estoy poniendo vieja escribiendo en el blog ;)
¿Qué más? Ya saben de qué se trata, de la dirección, de los actores, del tema.Ya saben que dejé de poner puntaje, y deje de hacer las fichas. Toda información que consiguen en todos lados. Mi opinión, aquí. Cada cosa en su lugar. Así estamos mejor todos. ¿No?
Me queda empezar a seguir a esta mujer. Que me sorprendió, me hizo reír, me hizo doler, me hizo pensar y me hizo sufrir con la protagonista.



P.D.: Las escenas con el hermano son de lujo, desde la primera, hasta la última. Desde divertídisimas, hasta super crueles. Pero todas hasta las graciosas, pueden desmenuzarse para mostrar aún más los entreveros de esta problemática. Que el amor real, es común, no se nota, se siente; no daña, ni hace espuma, simplemente, te hace sin que te des cuenta, mejor persona.

Truman

He tomado una decisión.

Siempre pienso en estas cosas, en esos momentos en los que uno piensa de más. Porque seamos honestos, si pensáramos todo el tiempo, enfermaríamos. Por algo los ancianos tienen mucho para contarnos, y en realidad pocas ganas de abrirnos los ojos. Porque ven una puerta, que todos tratamos de ignorar toda la vida. Que sino, enfermamos. Y a veces enfermamos por otras causas. A veces, sin ser anciano se ve esa puerta. Con la treintena de años se empieza a divisar, con los cuarenta, se sabe que llegará. Más tarde o más temprano. Pero para algunos, ese más tarde es un más temprano, por causas diversas, diversas enfermedades, como el puto cáncer por ejemplo. 
Otros por enfermedades degenerativas...recuerdo...un recuerdo...que no viene a cuento. Pero a veces, uno elige a alguien que sabe que va a perder, o al menos eso cree porque nadie tiene el futuro comprado, y sin embargo, no puede renunciar a no aprovechar hasta el último minuto a su lado. Sabiendo que se sufrirá quiero decir. Otros, ven la enfermedad, como la ancianidad, con lejanía, o con bronca. Que buena actuación de Dolores Fonzi! Seguramente me sentí identificada en parte con ella. Con esa bronca. 

Nosotros no decidimos, cuando nacemos, y no decidimos cuando morimos. Decidimos lo del medio. Y más o menos. Esta el que es libre y decide más que lo del medio. Esta el que no quiere alargar la agonía. Yo soy de las que no quieren que le desenchufen los cables. ¿Porqué? Porque creo que de todo se aprende, hasta de eso. Pero claro. No tengo el dolor encima. No estoy en los zapatos del que mira la puerta con agonía. Cuando lo este, si tengo el sentido de elegir, probablemente, elija cruzar la puerta, rápido, de ansiosa que soy nomás. Para que no sufra el que esta al lado. Para hacer más corto el proceso. Aunque cabe decir, que en esa agonía, los parientes resuelven un poco el duelo en vida, y no se si eso será bueno o no, pero llorar teniendo a la persona, no deja de ser un mínimo alivio que no teniéndola. Lo sé. A veces, eso se convierte en una espera y duelo eterno, un sufrimiento sin paz, una tortura. Y como estamos, estoy, educada, con eso de que la vida hay que cuidarla, los dolores hay que pasarlos. Quizá, entiendo mal. O entiendo bien. Pero lo cierto es que también me ha educado la vida, sobre esto sencillo que es ser feliz, con pequeñas cosas, y que cuando eso no se puede, hay que saber decir chau. 


Como dice Darín, la cuestión son las relaciones, de eso se trata todo. Eso es lo que duele dejar, lo que duele que nos deje. 
Creo en un “más allá”, creo que tanta ciencia en la mente, en el alma (que para mi es todo un ente entero e independiente) no están para solo pasar por aquí y sin más, vivir un poco.

Creo, quizá porque es mi forma de manejar entre comillas el dolor que me produce la finitud, que existe una conexión entre las personas, que no se rompe jamás.

Pero volviendo al cuento, si el ser que quieres no esta, duele. Y DUELE. 
Despedirse también duele. Y no sé porqué recuerdo la peli MI VIDA SIN MI. Una de esas pelis que te da una manera de enfrentar ese hueco que dejarás, de una manera tierna, con amor. Aunque claro, con dolor también. 
Qué importa cuánto sale ir a Amsterdam!!! Darin sabe que importa poco lo que cuesta. Su amigo, piensa más. No vive solo en lo inmediato, en lo esencial. Siempre esta pensando en lo que cuesta, en lo que se tarda, en lo loco de hacer lo que uno quiere. 
Uno en la vida, a veces, se permite tan pocas cosas. Y tan superfluas. 
A mi la peli me hizo tomar una decisión. 
Recuerdo cuando una amiga vio un documental y todo le cerró en su mente, y decidió sacar a los hijos de la escuela. Las pelis a veces, te hacen tomar decisiones. Quizá equivocadas, quizás truncas el día de mañana. Quizá imposibles de llevar a cabo. Pero es diferente vivir pensando de una manera, que pensando de otra.
He tomado una decisión.

Siempre pienso en estas cosas, en esos momentos en los que uno piensa de más. Porque seamos honestos, si pensáramos todo el tiempo, enfermaríamos. Por algo los ancianos tienen mucho para contarnos, y en realidad pocas ganas de abrirnos los ojos. Porque ven una puerta, que todos tratamos de ignorar toda la vida. Que sino, enfermamos. Y a veces enfermamos por otras causas. A veces, sin ser anciano se ve esa puerta. Con la treintena de años se empieza a divisar, con los cuarenta, se sabe que llegará. Más tarde o más temprano. Pero para algunos, ese más tarde es un más temprano, por causas diversas, diversas enfermedades, como el puto cáncer por ejemplo. 
Otros por enfermedades degenerativas...recuerdo...un recuerdo...que no viene a cuento. Pero a veces, uno elige a alguien que sabe que va a perder, o al menos eso cree porque nadie tiene el futuro comprado, y sin embargo, no puede renunciar a no aprovechar hasta el último minuto a su lado. Sabiendo que se sufrirá quiero decir. Otros, ven la enfermedad, como la ancianidad, con lejanía, o con bronca. Que buena actuación de Dolores Fonzi! Seguramente me sentí identificada en parte con ella. Con esa bronca. 

Nosotros no decidimos, cuando nacemos, y no decidimos cuando morimos. Decidimos lo del medio. Y más o menos. Esta el que es libre y decide más que lo del medio. Esta el que no quiere alargar la agonía. Yo soy de las que no quieren que le desenchufen los cables. ¿Porqué? Porque creo que de todo se aprende, hasta de eso. Pero claro. No tengo el dolor encima. No estoy en los zapatos del que mira la puerta con agonía. Cuando lo este, si tengo el sentido de elegir, probablemente, elija cruzar la puerta, rápido, de ansiosa que soy nomás. Para que no sufra el que esta al lado. Para hacer más corto el proceso. Aunque cabe decir, que en esa agonía, los parientes resuelven un poco el duelo en vida, y no se si eso será bueno o no, pero llorar teniendo a la persona, no deja de ser un mínimo alivio que no teniéndola. Lo sé. A veces, eso se convierte en una espera y duelo eterno, un sufrimiento sin paz, una tortura. Y como estamos, estoy, educada, con eso de que la vida hay que cuidarla, los dolores hay que pasarlos. Quizá, entiendo mal. O entiendo bien. Pero lo cierto es que también me ha educado la vida, sobre esto sencillo que es ser feliz, con pequeñas cosas, y que cuando eso no se puede, hay que saber decir chau. 


Como dice Darín, la cuestión son las relaciones, de eso se trata todo. Eso es lo que duele dejar, lo que duele que nos deje. 
Creo en un “más allá”, creo que tanta ciencia en la mente, en el alma (que para mi es todo un ente entero e independiente) no están para solo pasar por aquí y sin más, vivir un poco.

Creo, quizá porque es mi forma de manejar entre comillas el dolor que me produce la finitud, que existe una conexión entre las personas, que no se rompe jamás.

Pero volviendo al cuento, si el ser que quieres no esta, duele. Y DUELE. 
Despedirse también duele. Y no sé porqué recuerdo la peli MI VIDA SIN MI. Una de esas pelis que te da una manera de enfrentar ese hueco que dejarás, de una manera tierna, con amor. Aunque claro, con dolor también. 
Qué importa cuánto sale ir a Amsterdam!!! Darin sabe que importa poco lo que cuesta. Su amigo, piensa más. No vive solo en lo inmediato, en lo esencial. Siempre esta pensando en lo que cuesta, en lo que se tarda, en lo loco de hacer lo que uno quiere. 
Uno en la vida, a veces, se permite tan pocas cosas. Y tan superfluas. 
A mi la peli me hizo tomar una decisión. 
Recuerdo cuando una amiga vio un documental y todo le cerró en su mente, y decidió sacar a los hijos de la escuela. Las pelis a veces, te hacen tomar decisiones. Quizá equivocadas, quizás truncas el día de mañana. Quizá imposibles de llevar a cabo. Pero es diferente vivir pensando de una manera, que pensando de otra.

El señor Manglehorn

Cartas sin respuestas.

Todo un protagonista en tinieblas, no solo Al Pacino, hay otro, que jamás vemos, que esta implícito, que es el motor de Angelo.

He mirado esta película sin grandes pretenciones, solo para ver a Al Pacino actuar, que eso nunca esta demás. Para reencontrarme con el cine con una peli light, fácil de mirar, fácil de digerir, y sin embargo, superó mis expectativas. No he encontrado a otro que le haya gustado. Quizá porque este personaje, se parece en algún punto a mi, en sus obsesiones, en su testarudez, en su enojo. He pasado por esos lugares, en distintas épocas. De distintas formas.


La cosa es que los ciclos deben cerrarse, sobre todo si nos dan la puerta en la cara. 
Pero a veces, ello toma tiempo como al viejo Al, que representa un papel exacto, medido, y desmedido en su vagar, en sus elucubraciones, en sus miedos, en sus soledades. 
A veces, pensar demasiado es casi tan peligroso como no pensar. Y estar sin hacer, dejar de actuar, tanto más peligroso como actuar en algo nuevo.

La peli dice más de lo que aparenta. Muestra menos de lo que cuenta. Ese es su gran logro. Mostrar menos de lo que cuenta. Y contar mucho. 
Por lo menos para mi.


Si la viste contame que te pareció a vos. 
Desde aquí, sin ínfulas, la recomiendo.
Pesada, lenta, tediosa, enojona, oscura. Pero sin parecerlo mucho, claro, si estuviste algún día en zapatos parecidos, pues te encantará. 
Que mejor que este comienzo de año para dejar el pasado en el pasado, perdonar a quienes nos hirieron, dejar ir, y entusiasmarse con algo nuevo.  Aunque de movida parezca que no le llegue ni a los talones. Uno nunca sabe, por donde aparecerá el amor. 


Cartas sin respuestas.

Todo un protagonista en tinieblas, no solo Al Pacino, hay otro, que jamás vemos, que esta implícito, que es el motor de Angelo.

He mirado esta película sin grandes pretenciones, solo para ver a Al Pacino actuar, que eso nunca esta demás. Para reencontrarme con el cine con una peli light, fácil de mirar, fácil de digerir, y sin embargo, superó mis expectativas. No he encontrado a otro que le haya gustado. Quizá porque este personaje, se parece en algún punto a mi, en sus obsesiones, en su testarudez, en su enojo. He pasado por esos lugares, en distintas épocas. De distintas formas.


La cosa es que los ciclos deben cerrarse, sobre todo si nos dan la puerta en la cara. 
Pero a veces, ello toma tiempo como al viejo Al, que representa un papel exacto, medido, y desmedido en su vagar, en sus elucubraciones, en sus miedos, en sus soledades. 
A veces, pensar demasiado es casi tan peligroso como no pensar. Y estar sin hacer, dejar de actuar, tanto más peligroso como actuar en algo nuevo.

La peli dice más de lo que aparenta. Muestra menos de lo que cuenta. Ese es su gran logro. Mostrar menos de lo que cuenta. Y contar mucho. 
Por lo menos para mi.


Si la viste contame que te pareció a vos. 
Desde aquí, sin ínfulas, la recomiendo.
Pesada, lenta, tediosa, enojona, oscura. Pero sin parecerlo mucho, claro, si estuviste algún día en zapatos parecidos, pues te encantará. 
Que mejor que este comienzo de año para dejar el pasado en el pasado, perdonar a quienes nos hirieron, dejar ir, y entusiasmarse con algo nuevo.  Aunque de movida parezca que no le llegue ni a los talones. Uno nunca sabe, por donde aparecerá el amor. 


Compartir

Buscando

Cargando...
 

Site Info

Mi lista de blogs


contador de visitas Bitacoras.com

Diálogos Cinéfilos Copyright © 2009 Community is Designed by Bie Converted To Community Galleria by Cool Tricks N Tips